ENTREVISTA

“Las empresas del sector de la limpieza deberán dar un paso más en lo que hoy llamamos economía circular”          Valentí Casas, presidente ITEL.

 

¿Cuál es la situación económica actual del sector de la limpieza?

Después de unos años de crisis, que también ha afectado a nuestro sector, las empresas vuelven a crecer nuevamente debido por una parte a la superación de la crisis y por otra a una mayor sensibilización sobre la limpieza e higiene.

 

¿El mundo avanza cada vez con mayor rapidez. Cómo afectan estos cambios en el sector?

Tecnológicamente el sector está cambiando rápidamente, constantemente están apareciendo en el mercado innovaciones tecnológicas que significan una mayor productividad, más eficiencia y menor cansancio para el operario. Y esto exige a las empresas un cambio constante. Si se quiere ser competitivo hemos de instrumentar sistemas que nos aporten una rápida y constante adaptación de métodos sistemas y programas.

 

¿La nanotecnología está cambiando los procesos utilizados por las empresas?

La nanotecnología aplicada a las protecciones de superficies ha evolucionado, hoy existen productos para proteger cualquier tipo de superficie. Desde proteger pavimentos y poder garantizar cuatro años de duración en los sitio de más tránsito, como pueden ser zona de cajas de un supermercado, hasta proteger cristales para que se auto limpien o proteger superficies contra grafitis. Son solo algunas de las múltiples aplicaciones de la nanotecnología.
También se está introduciendo de forma rápida la nanotecnología fotocatalítica, se trata de productos que a la vez que protegen dado en contacto con la luz higienizan que contienen dióxido de titanio. Estos productos son aplicables tanto en interiores como en exteriores, lo que permitirá corregir el medio ambiente de las ciudades a través de estos productos.

 

¿Cuáles son las ventajas de la formación entre los profesionales del sector?

Parece que no solo las empresas de limpieza, sino también hospitales, hoteles, residencias, y principalmente la industria alimentaria, han descubierto la necesidad de la formación, tanto porque incrementa la eficiencia de sus trabajadores como la productividad. Hay que pensar que la limpieza en general es un sector intensivo en mano de obra, y como consecuencia el incremento de la productividad derivado de la formación aporta ahorros considerables.

 

¿Vislumbra en el horizonte nuevas oportunidades de negocio en el sector de la limpieza?

Estudios realizados por ITEL determinan, que en España existen 47 especialidades en limpieza no cubiertas o poco competidas, lo que aporta grandes oportunidades de negocio, tanto de forma directa ya que al tratarse de servicios no competidos, los márgenes comerciales son más importantes a esto hay que sumarle las sinergias que significa cubrir servicios no cubiertos en el mercado.

 

¿Qué papel está jugando la sostenibilidad y el aumento de la conciencia ecológica en este sector?

También en este sentido se ha evolucionado mucho, cada vez hay más conciencia sobre la contaminación que aporta los productos químicos de limpieza, de todos he sabido que el 65% de la contaminación aeróbica del interior de los edificios es consecuencia de los productos químicos de limpieza. Han aparecido en el mercado sistemas que aportan una mayor sostenibilidad, por ejemplo, el vapor, el agua ionizada, el ozono…etc. son productos no solo sostenibles sino que no aportan contaminación, y además descontaminan los ambientes.
Las empresas de limpieza no podrán limitarse a limpiar superficies si no que deberan ampliar a lo que denominamos limpieza de edificios, y esto significa limpiar también el aire del interior de los mismos.
En la sostenibilidad se está avanzando con bastante rapidez, pero las empresas de limpieza deberán dar un paso más en lo que hoy denominamos economía circular.